Arcoiris

Síguenos en Facebook
Nuestra filosofía

El Jardín Infantil Taller de Arte Arco Iris concibe al hombre como un ser cultural, histórico y social; y la educación como un proceso de desarrollo integral a través del cual se profundiza en la experiencia personal, fortaleciendo el proceso de maduración, de transformación cultural y social.

El Taller de Arte Arco Iris es un jardín infantil en donde niños y niñas construyen un espacio significativo para sus aprendizajes, promoviendo su desarrollo integral y el fomento de sus habilidades y potenciales.

La filosofía de la institución se enmarca en la frase: “aprender es mucho más que memorizar: es alcanzar un autoconocimiento a través de las diferentes expresiones artísticas”.

Uno de los principios del Jardín Infantil Taller de Arte Arco Iris, es la búsqueda de una educación agradable, a la que el niño acuda con beneplácito y felicidad: una educación que le permita a los estudiantes sentirse socialmente integrados, con sus cargas afectivas, su capacidad de emoción y su necesidad de crear, sus ansias de comunicarse, de expresarse y realizarse. Todo esto y mucho más es posible gracias a la concepción artístico-pedagógica del Jardín Infantil Taller de Arte Arco Iris.

Los programas de la institución han sido concebidos dentro de los planteamientos de las escuelas activas y de movimiento, siguiendo enfoques pedagógicos cuyo objetivo final es formar individuos críticos, autónomos y seguros de sí mismos; personas con pensamientos creativos, valores y principios que aporten a la vida y al medio en el cual se desenvuelven. Esta es otra razón más para poner de manifiesto la vigencia de la propuesta educativa del Jardín infantil Taller de Arte Arco Iris, que integra la formación intelectual y moral con la expresión estética, forjando seres más seguros y felices.

Los padres de familia y la comunidad educativa en general han reconocido en estos 20 años de labores en Bogotá que la educación desde las artes es una propuesta valiosa para el aprendizaje y formación de los niños y las niñas.

 

 

 

 

 

Volver al inicio